El 2018 trajo pocas cosas positivas para el Veracruz. El conjunto escualo sólo ganó siete partidos en todo el año y se habló más del tema de los dobles contratos tras la salida del técnico Guillermo Vázquez, así como el escándalo de abuso sexual en el equipo Sub 20.

Para rematar, el equipo jarocho habría sido víctima de un robo en las oficinas dentro del estadio Luis Pirata Fuente, de donde habrían sustraído una fuerte cantidad de dinero, así como documentos.

Los presuntos ladrones habrían ingresado el inmueble por la madrugada, de acuerdo a las publicaciones de algunos medios, forzaron una de las ventanas para ingresar a las oficinas para ejecutar el robo de documentos y dinero, aunque no se ha dado a conocer la cifra.

Varios objetos fueron encontrado rotos cuando los trabajadores del club iniciaron su jornada laboral y habrían dado parte a las autoridades. Para ese momento ni jugadores ni cuerpo técnico se encontraban en las instalaciones, pues las prácticas del primer equipo se llevan a cabo por las tardes.

Esta es la segunda ocasión en el año en la que se reporta un robo en las mismas oficinas. La primera fue en el mes de julio, cuando se reportó medio millón de pesos robados.