Redacción.

Anayeli Huerta, quien fuera la alcaldesa electa de Santiago Tamazola, Oaxaca, duró aproximadamente media hora en el cargo, pues decidió renunciar.

 La funcionaria habría ganado las elecciones representando al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y al Partido Verde Ecologista de México.

La mujer decidió ceder su puesto a Óscar Sánchez, quien ocupaba el puesto de presidente municipal y que; además, es cuñado de Anayeli Huerta. De esta manera, Sánchez podrá extender su mandato por otros tres años.

Por su parte, miembros del cabildo pertenecientes al Movimiento Regeneración Nacional, aseguran que se trató de una maniobra política, que consideraron como una burla al pueblo.

Pobladores y regidores exigen una investigación para determinar si se ha violentado la ley; además de una auditoría a la administración de Óscar Sánchez, pues temen que exista desvío de fondos.