Antes de conocer a Donald Trump e incluso previo a debutar como modelo, Melania Trump estudiaba Arquitectura y Diseño en la universidad de Ljubljana en Slovenia, carrera que abandonó para dedicarse al cien por ciento al modelaje.

Luego conoció a Donald Trump, se casó con él y enfocó prácticamente todos sus esfuerzos en varias actividades filantrópicas. Además lanzó una línea de productos para el cuidado de la piel que no tuvo éxito.

Después llegó a la Casa Blanca y uno podría pensar que el resto es historia, pero no fue así, pues aún siendo Primera Dama de Estados Unidos, la esposa de Donald Trump jamás abandonó su pasión por el diseño y la arquitectura.

De hecho, y como refieren medios como CBS News , mientras en el Capitolio ocurría un ataque por parte de partidarios de su marido, Melania se encontraba a pocos kilómetros de ahí, en la Casa Blanca, supuestamente supervisando las fotos de un libro sobre diseño que, se dice, lanzará este año. Incluso hay reportes de que se veían los flashes de las cámaras a través de algunos ventanales.

Ha sido tradición que otras primeras damas hayan publicado sus memorias de los años que pasaron en la Casa Blanca y, al parecer, Melania Trump también lo hará, pero a su manera, es decir, con un coffee-table book o libro de gran formato que se caracteriza por sus increíbles fotos.

CNN reportó en diciembre de 2020 lo siguiente: “Se dice que (Melania) Trump contempla escribir un libro de mesa centrado en fotografías sobre la historia de la hospitalidad de la Casa Blanca, o uno quizás centrado en los proyectos de diseño que ha completado mientras fue primera dama, según una fuente de la industria editorial familiarizada con los acuerdos preliminares del libro”.

Durante los cuatro años que vivió en la Casa Blanca, Melania Trump planeó y supervisó personalmente algunas grandes renovaciones en la residencia oficial.

Tal fue el caso de la renovación del Jardín de Rosas ocurrido en verano de 2020. El proyecto consistió en una restauración completa en la que se reemplazó prácticamente todo lo que había excepto los cuatro árboles de magnolias que crecieron en el jardín.

La esposa de Donald Trump fue muy criticada por sacrificar los cerezos y los coloridos tulipanes del jardín, diseñado en 1962 por la entonces dama Jacqueline Kennedy. En cambio, dejó solamente flores blancas y un enorme espacio de pasto que muchos calificaron como muy al estilo María Antonieta.

Otro de sus proyectos fue el diseño de un pabellón de tenis creado en colaboración con el Servicio de Parques Nacionales. Según la información oficial, el lugar está inspirado en el estilo neoclásico de la residencia presidencial principal e incluye columnas y grandes ventanas arqueadas, revestimiento de piedra caliza y techo de cobre. Melania Trump reveló en octubre de 2019 que habían empezado las obras para construirlo. La estructura reemplazó un edificio que albergaba baños y un almacén ubicado cerca de las canchas de tenis.

Además, Melania diseñó el logo de su iniciativa Be Best, una plataforma dedicada a promover el bienestar, la positividad en las redes sociales y la lucha contra el abuso de opioides.

«Melania Trump diseñó el logo de ‘Be Best’ ella misma, según nos dijo un funcionario del East Wing. A ella le gustan las líneas limpias, dijo el funcionario, y quería algo que atrajera a los niños”, informó en mayo de 2018 Julie Davis, reportera de The New York Times.

Fuente: Quien

Nota de origen: https://josecardenas.com/2021/01/que-hizo-melania-trump-mientras-vivio-en-la-casa-blanca/?utm_source=&utm_medium=&utm_campaign=

Fotografía de fuente original: https://josecardenas.com/2021/01/que-hizo-melania-trump-mientras-vivio-en-la-casa-blanca/?utm_source=&utm_medium=&utm_campaign=