San Raymundo Jalpan, Oax. 1 de octubre de 2020.- Fue presentado ante el Congreso de Oaxaca una iniciativa de reforma a la Ley Orgánica Municipal, que tienen el objetivo de prohibir el nepotismo y el tráfico de influencias en los ayuntamientos de Oaxaca.

La iniciativa presentada, busca adecuar el marco legal para combatir la corrupción desde las administraciones municipales, pues este tipo de prácticas transgreden los principios de la función pública y la correcta administración de los recursos públicos.

De esta manera se pretende que el Ayuntamiento no conceda empleos en la administración municipal o tener como proveedores a cualesquiera de sus miembros o a los cónyuges, descendientes o ascendientes, parientes por consanguinidad o afinidad hasta el cuarto grado de éstos, exceptuando aquellas funciones de carácter honorífico.

En la propuesta no se consideran en la excepción anterior aquellos que tengan un empleo público en el municipio, otorgado en fecha anterior a la función del ayuntamiento que se trate, siempre y cuando no se vean beneficiados con la asignación de otro empleo, cargo o comisión de mayor jerarquía o percepción salarial.

Según datos oficiales obtenidos en la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental 2019, realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el 71.7% de la población de 18 años y más refirió que después de la inseguridad y delincuencia, la corrupción es de los principales problemas que les aqueja.

En la misma encuesta, se señala que la población oaxaqueña que tuvo contacto con algún servidor público, experimentó al menos un acto de corrupción, teniendo una incidencia de 24 mil 778 por cada 100 mil habitantes.