El proyecto, aprobado por el Consejo General del INE, establece que estas organizaciones solamente podrán obtener financiamiento por aportaciones de asociados, de simpatizantes y por medio de autofinanciamiento.

“Asimismo, está prohibido, recibir financiamiento a través de colectas públicas”, dice el proyecto. También se pone la regla de que las donaciones sean por parte de un ciudadano que no esté registrada ante el SAT como persona física con actividad mercantil.

En caso de que una sola operación supere 240 mil pesos, la Unidad Técnica de Fiscalización se pondrá en comunicación con la Secretaría de Hacienda para verificar que el ciudadano tenga la capacidad económica para tal efecto y que esté en regla la operación.

Por el lado de los gastos, se estableció que cualquier egreso debe ser reportado a más tardar tres días después de la operación, además de que tendrán que entregar su informe mensual de ingresos y egresos los días 10 del mes posterior, y en caso de que caiga en fin de semana, deberá de ser el siguiente lunes.

Vía: Alejandro Suárez.