El Papa Francisco pidió crear inmediatamente corredores humanitarios para evacuar a mujeres, niños y migrantes enfermos que están atrapados en centros de detenciónde Libia.

Durante la oración Regina Coeli el domingo, el pontífice dijo que la situación de los refugiados, “ya es muy grave, se ha vuelto aún más peligrosa debido al conflicto en curso”.

El sábado, cayeron bombas en la capital libia mientras las fuerzas leales a Jalifa Haftar emprendieron una campaña para tomar Trípoli.

El Obispo de Roma ha hablado en otras ocasiones sobre las condiciones miserables de los migrantes en los centros de detención de Libia, en particular los que son devueltosdespués de intentar llegar a Europa en barco.

Vía: La Razón.