Este domingo Miguel Barbosa y Jaime Bonilla, candidatos de Morena en Puebla y Baja California respectivamente, ganaron la elección para gobernador.

En ambas entidades el Partido Acción Nacional (PAN) fue derrotado y el PRI conservó el registro.

 

PUEBLA

Desde un hotel en la ciudad de Puebla, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Luis Miguel Barbosa, aseguró que su gobierno se encaminará “por la ruta de la reconciliación para la paz”.

Luis Miguel Barbosa manifestó que se trató de una “jornada ejemplar, pacífica, con las incidencias normales de cualquier día de elección, pero en general fue una jornada impecable“.

El candidato aseguró que desde el  primer día de su gobierno, “caminaremos por la ruta de la reconciliación para la paz, la reconciliación para el bienestar”.

El candidato aseguró que desde el  primer día de su gobierno, “caminaremos por la ruta de la reconciliación para la paz, la reconciliación para el bienestar”.

Barbosa Huerta agradeció a todos los que votaron por él y enfatizó que encabeza las encuestas con más el 50 por ciento de los votos, de acuerdo con  los primeros resultados de casas encuestadoras; no obstante, aseguró que se sujetará a los plazos de las autoridades electorales para conocer las cifras oficiales.

El candidato de la coalición Juntos Haremos Historia aseguró que se establecerá la Cuarta Transformación en Puebla, con los principios de un gobierno austero, honrado y eficiente. Además, resaltó que se combatirá a la corrupción.

BAJA CALIFORNIA 

El candidato a la gubernatura de Baja California por la coalición Juntos Haremos Historia, Jaime Bonilla, manifestó que a pesar de que el estado se encuentra “en quiebra”, hay mucho que ofrecer.

Señaló que los principales objetivos de su gestión serán contener la inseguridad en Baja California, combatir la corrupción y mejorar el sistema de salud, pues hay un problema en el aspecto de los medicamentos.

En conferencia de prensa, señaló que manifestó que a pesar de que el estado se encuentra “en quiebra”, hay mucho que ofrecer.

Señaló que a pesar de que su administración pudiera durar dos años, “nosotros trabajaremos con el mismo énfasis y deseo como si fueran seis años”.

Manifestó que a pesar de que Baja California está en quiebra, “tenemos mucho que ofrecer como estado”.

Sobre los migrantes que llegan a la frontera con Estados Unidos, denunció que los funcionarios no atendieron el llamado de estas personas.

Además, aseguró que tanto Tijuana como Baja California han crecido mucho por la migración.

En conferencia de prensa, el candidato manifestó que se trata de un triunfo significativo, pues ya “son 30 años de abuso; 30 años de represión; 30 años de marginación”.

Con información de López-Dóriga Digital