Carmen Martínez.

La soprano María Reyna se siente agradecida por la oportunidad de dar a conocer su talento, pero no olvida su origen, y tampoco se le olvida su lengua ayuuk, por lo que se siente orgullosa de representar a Santa María Tlahuitoltepec a través de la ópera mixe.

Su vida y su talento la llevó a Guadalajara, donde tuvo que trabajar como empleada doméstica para seguir su sueño de educar su voz, y así encontrar su estilo por más de un año.

“Tú quieres dedicarte a cantar, entonces tienes que prepararte, tienes que dejar de cantar lo que cantabas antes para poder formarte y para que puedas encontrar tu voz”, declaró María Reyna durante un encuentro que sostuvo con Martín Vásquez Villanueva, director de la Corporación Oaxaqueña de Radio y Televisión (Cortv).

También, la soprano mixe aceptó que “no es fácil dejar de cantar las canciones que uno cantaba a que te lleven a algo tan diferente que no se escucha en mi comunidad”, pero su sueño de cantar no le cortó las alas y se dejó ‘seducir’ por la ópera.

Fue en este camino cuando fue aconsejada por encontrar su sello en este género musical, fusionándolo con su lengua mixe, lo que le sirvió a aprender a leer, escribir e interpretar en su lengua.

Respecto a esto, María Reyna confesó que le pesa estar lejos de su familia, y es por eso que el cantar ópera mixe es como si permaneciera esa conexión con ella, con sus raíces, la devuelve a sus años de vida en Tlahuitoltepec alado de su madre.

Por su parte, Martín Vásquez aseguró que la voz de María Reyna conmueve a cualquier persona que la escucha, y reconoció que la soprano es una digna representante de la cultura mixe, y de toda la cultura que envuelve a Oaxaca.

“Para mí es un orgullo hablar una lengua, a mis paisanos, a nuestros hermanos les digo que nosotros como mexicanos, como oaxaqueños, debemos sentirnos orgullosos de nuestras raíces”, sentenció María Reyna.