Redacción.

Era el mes de marzo cuando en una de las conferencias matutinas de Andrés Manuel López Obrador, el subsecretario de Salud Hugo López-Gatell señaló que el presidente cuenta con una “fuerza moral” que lo mantiene alejado del contagio del Covid-19.

“Casi sería mejor que padeciera coronavirus porque lo más probable es que se va a recuperar y va a quedar inmune y ya nadie tendría esta inquietud en él”, señaló en ese entonces López-Gatell, lo cual pudo haber sido una premonición.

Y es que, después de esas declaraciones, López Obrador ha estado cerca del contagio por Covid-19, esto gracias a las conferencias que hace todas las mañanas desde Palacio Nacional.

El primer caso ocurrió el 29 de marzo cuando el gobernador de Hidalgo, Omar Fayad, anunció que había dado positivo al Covid-19, días después de acudir a la conferencia del presidente el 18 de ese mismo mes.

Luego, Ricardo Sheffield Padilla, titular de la Procuraduría Federal del Consumifor (Profeco) anunció el dos de mayo que había dado también positivo a la prueba del Covid-19; él mantuvo una constante participación en las conferencias de AMLO desde días pasados e inclusive después de curarse del coronavirus, ya que retomó sus labores normales.

El canciller Marcelo Ebrard también ha sido un participante constante en las mañaneras de López Obrador, y él también tuvo que realizarse la prueba luego de que su vocero, Roberto Velasco, diera positivo al Covid-19 hace unos días; afortunadamente, hasta ahora Ebrard ha dado negativo.

Y el caso más reciente es el del gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa, quien se encuentra a la espera de sus resultados a la prueba de Covid-19 mientras permanece en aislamiento voluntario, esto debido a que su secretario particular, Alex Nassar Piñeyro, dio positivo al coronavirus.

Así lo dio a conocer el mandatario estatal este martes por la noche, y se dio días después a sus viajes a la Ciudad de México donde se incluyó su participación en la conferencia de López Obrador del 13 de mayo, y en la que también estuvo presente Nassar Piñeyro.

Trabajadores del área de Comunicación Social de la Secretaría de Salud han dado positivo al Covid-19, y también han estado en cercanía con el presidente, así que tal parece indicar que la fuerza moral de López Obrador le está funcionando para ser inmune al coronavirus.