Carmen Martínez.

Organizaciones sociales protestaron en el zócalo de la ciudad de Oaxaca de Juárez, en las afueras del Palacio de Gobierno, para exigir justica por Tomás Martínez Pinacho, quien fuera asesinado el pasado 24 de agosto de 2020.

En dicha protesta, estuvieron presentes militantes de la Unión de Artesanos y Comerciantes Oaxaqueños en Lucha (UACOL), el Frente Popular Revolucionario (FPR), la Unión Campesina Indígena de Oaxaca Emiliano Zapata (UCIO-EZ), entre otras; quienes no respetaron las medidas de sana distancia.

Dichas organizaciones sociales, expusieron un discurso redundante, siendo las mismas exigencias en cada una de sus protestas, en donde se incluye la exigencia de justicia por la muerte de Tomás Martínez, quien era dirigente del FPR en Miahuatlán de Porfirio Díaz.

Igualmente, en el supuesto comunicado que leyeron, acusaron que las medidas sanitarias y de prevención por la pandemia del Covid-19, solo “solo para paliar la crisis y rescatar a las grandes empresas nacionales e internacionales”.

En este tenor, señalaron que diputados federales, senadores, y funcionarios públicos militantes de Morena, han realizado un gran derroche de recursos, en donde rebasan los topes salariales y buscan beneficiar a megaproyectos, dejando a un lado al campo y comunidades indígenas.