Enrique Balbuena

HUAJUAPAN DE LEÓN, Oaxaca. – Derrumbes sobre principales vías y la caída de una barda perimetral en una escuela, así como la reubicación de postes de energía eléctrica por inestabilidad de laderas, es el saldo hasta el momento que dejaron las lluvias de la onda tropical número 22.

La delegada de la Coordinación Estatal de Protección Civil (CEPCO) en la región Mixteca y Sierra Sur, Josefina Jiménez Alavez, informó que hay derrumbes y caída de rocas sobre algunas vías de los municipios de Santa María Yucuhiti, San Andrés Cabecera Nueva, Santa Cruz Itundujia, entre otros.

Detalló que las afectaciones estaban sobre la carretera federal 125 Alfonso Pérez Gasga, en el kilómetro 158, a la altura de La Muralla; de igual forma en las carreteras Ocotitos-Asunción Atoyaquillo y en el tramo de Paz y Progreso a Caballo Rucio.

En tanto, el personal de Comisión Federal de Electricidad (CFE) trabaja en la reubicación de postes de energía eléctrica que resultaron afectados por inestabilidad de laderas, que era un riesgo para los habitantes de las comunidades de San Isidro Paz y Progreso y Santa María Yucuhiti.

Reveló que, en la población de San Marcos Nejapa, del municipio de Santa María Zacatepec, colapso una barda perimetral, a consecuencia del reblandecimiento de tierra, de la Escuela Primaria Vicente Suárez, con clave 20DJN1367F.

Exhortó a las autoridades municipales para monitorear de manera constante las zonas de alto riesgo y de inestabilidad de laderas de sus poblaciones. Así como aquellas viviendas o familias que se encuentran viviendo cerca de un arroyo o barranca.

Jiménez Alavez pidió que den a conocer a los habitantes en dónde se encuentran los refugios temporales, así como las vías alternas en caso de que algún camino este obstruido por algún derrumbe.

Solicitó a los integrantes del Consejo Municipal de Protección Civil de cada población, a sesionar y tomar acuerdos para la prevención de emergencias, además de crear un fondo para la atención y prevención.

“A la población en general, se le hace la invitación de evitar arrojar basura y dejar material pétreo en las calles, que pueden bloquear las alcantarillas o el drenaje, y por consecuencia podrían causar inundaciones”, invitó.

Así también que hace unos días, una familia resultó con crisis nerviosa y daños en su vivienda, por la caída de un rayo a unos metros, mientras ocurrida una tormenta eléctrica.