Comunicado.

Raúl Bolaños-Cacho Cué, senador de la República y coordinador del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), participó este día en la reunión Sur-Sureste de la Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (Concamin), donde fue presentado y signado el Pacto Oaxaca y el cual estuvo encabezado por el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador.

Durante el uso de la palabra, el legislador reconoció a la Concamin la elección de Oaxaca para ser la sede de lo que llamó un pacto histórico, que “será un parteaguas en la transformación de México, porque llegó el momento del Sureste”.

En ese sentido, señaló que la historia de las grandes naciones se forja en los momentos de unidad, en los momentos en que en las divergencias se encuentran las coincidencias, en los momentos de las causas comunes. “Como lo hicieron Vicente Guerrero y Agustín de Iturbide con el Plan de Iguala, el coloso de Guelatao, Benito Juárez con las leyes de Reforma y Francisco I. Madero con el Plan de San Luis”.

“Hoy estamos en un cuarto momento, un momento en el que la unidad es la mayor fortaleza, un momento en el que unidos impulsaremos el tan anhelado desarrollo del Sur-Sureste de nuestro país con la firma de este acuerdo que habrá́ de pasar a la historia como el Pacto Oaxaca”, y el cual nos da la pauta para unir fuerzas para desarrollar, efectivamente, todo nuestro potencial industrial, económico y social, y que coloque al Sureste a la vanguardia de la transformación de México”, afirmó Bolaños-Cacho Cué.

El Senador señaló que la reunión busca integrar una agenda estratégica que incluya a todas las voces y a los actores fundamentales en el gobierno, la academia, el empresariado y la sociedad civil, y que además siente las bases de un progreso sostenible, con una visión hacia el futuro inmediato y a largo plazo, que incluya la industrialización como vía insustituible, la inclusión de nuestros pueblos originarios y un respeto, por encima de todo, a nuestro medio ambiente.

“Oaxaca ese estado que ha cambiado su narrativa de manera positiva en el combate a la pobreza.

En esa ´rosa de los vientos’ que marca el rumbo hacia la transformación de un México nuevo.

Un México próspero y seguro para todos. Un México de orden y de paz”, aseveró.

En ese marco, convocó a todos los presentes a unir esfuerzos y a tener altura de miras para cambiar esa idea de que “el sur está abajo y el norte está arriba, para convertir a la región Sur-Sureste en punta de lanza del desarrollo de nuestra nación.

“Y que quede claro, nuestro deseo es que en el Sureste y en todo el país, UNIDOS, transformemos a México”, concluyó.

En el evento también estuvieron presentes Francisco Cervantes Díaz, presidente de la (Concamin), y los gobernadores de Yucatán, Veracruz, Quintana Roo, Tabasco, Campeche, Chiapas, Guerrero, Puebla y Oaxaca; Mauricio Vila, Cuitláhuac García, Carlos Joaquín González, Adán Augusto López, Carlos Miguel Aysa, Rutilio Escandón, Héctor Astudillo, Luis Miguel Barbosa y Alejandro Murat Hinojosa, respectivamente.