Carmen Martínez.

Comerciantes establecidos de la ciudad de Oaxaca, volvieron a mostrar su molestia ante la invasión que viven por parte de ambulantes, en el Centro Histórico de la capital; a tal grado, que amagaron con plantarse en las calles para obtener respuesta de las autoridades.

En una protesta realizada en los alrededores del Mercado 20 de Noviembre, los comerciantes establecidos señalaron que, a raíz de la pandemia, sus ventas se han visto afectadas, situación que se ha agravado, luego que el Ayuntamiento de Oaxaca de Juárez permitió que el ambulantaje se instalara en las calles del centro de la ciudad.

“Nuestra vida comercial se está viendo afectada de manera importante, todo el comercio en mercados y establecidos tenemos gastos fuertes que sufragar, como impuestos, pago de renta, servicios como la luz eléctrica, colaboradores y la manutención de nuestras propias familias”, señalaron los principales afectados por el ambulantaje.

En este tenor, lamentaron la falta de atención por parte de Oswaldo García Jarquín, edil de Oaxaca de Juárez, ante la problemática que enfrentan como comercio establecido en la ciudad, ya que, en lugar de ayudar con la economía local, está provocando el cierre de negocios con su indiferencia.

Las demandas de los comerciantes hacia el Gobierno Municipal son:

  • Que las calles aledañas a los mercados Benito Juárez Maza y 20 de Noviembre, calle última de Colón, primera y segunda calle de Fray Bartolomé de Las Casas, segunda calle de Flores Magón; queden totalmente libres del comercio en vía pública.
  • Que se garantice el derecho al libre tránsito.
  • Se garantice el derecho a la salud.
  • Las condiciones idóneas para realizar sus actividades comerciales de forma honesta y apegada a derecho.
  • Exigen al subdirector de Regulación de la Actividad Comercial en Vía Pública, Víctor Hugo Galicia Sarmiento, “se ponga a trabajar para dar solución”.

“De no haber respuesta, en la venta de muertos se va a llevar a las calles; comercio establecido y mercados saldrán a las calles también”, concluyeron los comerciantes.