Redacción.

La empresa T Estaciones de Servicios Gasolineros, ubicada en Brenamiel, San Jacinto Amilpas, fue clausurada este martes en cumplimiento a una orden emitida por la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

Hace unos días, Ricardo Sheffield, titular de dicho organismo, señaló que personal de la empresa se negó a la colocación de la medida precautoria de inmovilización en una de sus bombas, pese a que personal de la Profeco detectó irregularidades en la venta del combustible.

Por ello, como segunda acción, este día, acompañados por elementos de la Guardia Nacional, personal de Profeco colocó los sellos de clausura en las seis bombas de la gasolinera, y estará a la espera de regularizar el suministro de gasolinas.

Al respecto, Alejandro León, director del área comercial de la gasolinera, señaló que “las bombas están calibradas, no hay nada que calibrar, no hay nada qué corregir, estas bombas están perfectamente calibradas, tan es así que ya les mostré los documentos, no tenemos ningún problema de litros de a litro”.

Por último, el empleado de la gasolinera confió en que se liberen a la brevedad las bombas, ya que cuentan con una amplia lista de clientes que confían en su servicio.