Enrique Balbuena

Huajuapan de León, Oaxaca. – Habitantes de Rancho Dolores y Rancho Castillo, se mantienen plantados en el palacio municipal de Huajuapan, para solicitar la intervención del gobernador del estado, ya que las autoridades municipales no les han entregado las participaciones municipales que les corresponden.

Con el respaldo de la Asamblea de Comunidades y Pueblos Indígenas de Oaxaca (ACOPIO), cerraron la entrada principal del palacio y bloquean las calles del primer cuadro de la ciudad.

En conferencia de prensa, revelaron que fueron víctimas de un “cabildazo” efectuado el sábado 14 de noviembre, ya que los concejales aprobaron disminuir el presupuesto de una obra de electrificación para Rancho Castillo y dejar sin obra a comunidad de Rancho Dolores.